15
Oct 2014

La Academia Nacional de Historia

   

 

El 24 de julio de 1909, nació la Sociedad  Ecuatoriana de Estudios Históricos Americanos, bajo la inspiración de Federico González Suárez. A más de este eminente compatriota, firmaron quienes años más tarde se convirtieron en historiadores de prestigio y cuya nómina consta en el acta constitutiva que dice lo siguiente:

“En la ciudad de Quito, capital de la República del Ecuador, de su libre y expontánea (sic) voluntad se reunieron los suscritos en el Palacio Arzobispal bajo la dirección del Ilmo. y Rvmo. Sr. Arzobispo Dr. Dn. Federico González Suárez, y acordaron:1.- Organizar una Sociedad para el cultivo de los Estudios Históricos Americanos, y en especial de los ecuatorianos; 2.- Designar a la Sociedad con la denominación de “Sociedad Ecuatoriana de Estudios Históricos”;3.- Adoptar los estatutos que fueron discutidos y aprobados en las juntas preparatorias y que se formularon de conformidad con el plan trazado por el Ilmo y Rvmo. Sr. Dr. González Suárez;4.- Confirmar el nombramiento de Director Vitalicio de la Sociedad que la 1ra. Junta Preparatoria confirió al mismo ilustre Prelado; y,5.- Designar para Subdirector al Dr. Luis Felipe Borja (hijo); para Secretario al Sr. Carlos Manuel Larrea; para Bibliotecario-Archivero al Sr. Cristóbal Gangotena y para Tesorero al Sr. J. Gabriel Navarro. Después de aprobadas las anteriores resoluciones, se declaró solemnemente instalada la “Sociedad Ecuatoriana de Estudios Históricos”, y firmaron la presente acta todos los socios fundadores, hoy 24 de julio de 1909.(F) FEDERICO ARZOBISPO DE QUITO. Luis F. Borja (hijo). Alfredo Flores y Caamaño. Cristóbal  Gangotena Jijón. Jacinto Jijón y Caamaño. Carlos Manuel  Larrea. Aníbal Viteri Lafronte.  Los infrascritos socios fundadores de la “Sociedad Ecuatoriana de Estudios Históricos”, que no pudimos concurrir a su instalación solemne por haber estado ausentes de la Capital, declaramos que nos adherimos a todos los acuerdos tomados en esa Junta y que constan en el acta de instalación. En fe de la cual firmamos la presente en unión del Secretario que certifica, en Quito a 7 de agosto de 1909. (F) Juan León Mera I. J. G. Navarro. El Secretario, C. M. Larrea”.

La Sociedad se convirtió en Academia Nacional de Historia, en virtud del Decreto Legislativo publicado en el Registro Oficial N. 23, de 28 de septiembre de 1920.             

Nuestra centenaria entidad, a la que han pertenecido los más altos representantes  del pensamiento ecuatoriano, singularmente en el campo histórico, ha estado dirigida por estas personalidades: Federico González Suárez, Jacinto Jijón y Caamaño, Celiano Monge Navarrete, Luis Felipe Borja, Carlos Manuel Larrea, Julio Tobar Donoso, Isaac J. Barrera, Jorge Salvador Lara, Plutarco Naranjo Vargas, Manuel de Guzmán Polanco y Juan Cordero Iñiguez. Desde el 22 de octubre del 2013, por voluntad del voto mayoritario y secreto de la Junta General, dirige la Academia el connotado historiador y catedrático Jorge Núñez Sánchez.                        

La institución, que forma parte de la Asociación Iberoamericana de Academias Nacionales de Historia, tiene Capítulos en Guayaquil, Manabí y El Oro, ha dado aporte científico con aproximadamente diez mil libros y artículos, escritos por sus miembros, en cuya calidad afianza su prestigio y en las permanentes actividades que lleva a cabo, algunas en cooperación de universidades, ministerios y gobiernos locales. Desde el año 2007, ocupa el tradicional edificio Casa Alhambra (esquina de la Avenida 6 de Diciembre y Roca, Quito), que fue restaurado y entregado en comodato por la I. Municipalidad de la capital de la República. Cuenta con una biblioteca especializada en Historia y con otras instalaciones que facilitan el cumplimiento de sus fines y objetivos.

(Este artículo ha sido elaborado con extractos del libro Historia de la Academia Nacional de Historia, escrito por el Dr. Franklin Barriga López, Editorial El Conejo, Quito 2009, 572 páginas).